estas leyendo...
Cataluña

¿Situación revolucionaria en Cataluña o el espíritu del Che Guevara?

Nadie mejor que Leon Trotski definió la Situación  Revolucionaria, ese estado previo a las revoluciones donde un conjunto de factores han de estar presentes para que junto a la rebelión se produzca un cambio social. Cataluña en octubre de 2017 se enfrenta a una situación general muy peculiar, que sin cumplir todos los preceptos que trazó Trotski sí son al menos muy significativas.
No estamos en la antesala de una revolución socialista como la Rusa del 1918 o la cubana del 1958, en este caso luego de un largo período de desarraigo del pueblo catalán hacia el resto de España, donde las clase sociales mayoritarias han estado muy afectadas por la reciente crisis económica, los partidos soberanistas han capitalizado un grupo variopinto de descontentos y los han sabido encausar hacia el nuevo paradigma: la independencia. ¿ O puede que el espíritu del Che Guevara haya poseído a algunos de estos iluminados y estén queriendo fabricar una situación revolucionaria, casualmente,   cuando  se cumplen 50 años  de su caída en Bolivia el 9 de octubre de 1967. 

En días pasados y entorno al referéndum de autodeterminación del 1 de octubre del 2017 el tono de acusaciones y actuaciones de catalanes y del gobierno español han ido en incremento y el clímax ocurre precisamente el día del referéndum. Calles inundadas de gentes en todos los pueblos y ciudades de Cataluña, una expectativa reinante que se enfrenta a las fuerzas del orden que cumplen ordenes pero que provocan una gran irritación entre las gentes.


Cuando ese día pasó el mediodía las gentes y hasta bien entrada la noche, se aglutinaban alrededor de los Colegios Electorales, unos dicen que para cuidar las urnas, otros que se espera la vuelta de los Guardias Civiles, otros que dirán alguna cosa. Un estado general donde en medio de una multitud pacífica y jovial se palpaba el deseo de un cambio.
Y es que el pueblo catalán por historia se considera diferente y este sentimiento ha sido incrementado hasta el infinito por los distintos gobiernos catalanes de las dos últimas décadas. Ahora se buscan las raíces de hoy en los hechos de 1714, en el régimen de Franco y no por ser la última en incorporarse la menos importante, por las cargas de los Guardias Civiles para hacer cumplir la ley y que declara ilegal el referéndum.


Nada esta claro.
Para que una situación revolucionaria desemboque en revolución  hace falta un partido que guié a las personas y los lleve al éxito. En este caso estamos ante una mezcla muy diversa que solo comparte entre ellos la independencia de Cataluña de España. En lo ideológico y económico muy dispares: Los Convergentes son de ideología de derechas y responden al gran capital, los de Esquerra son mas de izquierdas sin excesos pero también responden al gran capital y como último pero mucho mejor preparados para el asalto que los otros dos partidos está la CUP que por su origen anarquista revolucionario están mas cerca de Trotski que todos los demás.
Económicamente Cataluña esta muy ligada a España y es cierto que se exporta desde aquí mas a Aragón que a toda Francia. Si con la crisis las clases medias y bajas han perdido poder económico de forma generalizada también es cierto que venimos de un largo periodo de mas de tres décadas de bienestar, donde se han construido muchísimas infraestructuras y el nivel económico de la población ha mejorado ostensiblemente. De esta forma creo no sera el económico el principal motor de esta situación.
Si pasados dos días del referéndum un llamado a la huelga general ha vuelto a llenar las calles de gentes y ha cesado prácticamente toda la actividad, entonces es que ese sentimiento pre revolucionario en su sentido mas amplio se mantiene muy fuerte. Cuando un observador alejado de los sentimientos nacionales, que existen ahora aquí,  ve con preocupación que ni los unos ni los otros cuentan en su cartera con un Plan B para realmente negociar y encontrar un encaje estable de Cataluña dentro de España, entonces sólo cabe pensar en milagros.
Algunas preguntas sin respuesta
¿Una actuación decidida de la Fuerza ahora, hoy en Cataluña,  hará que la situación se normalice?
¿Y si una movilización general en contra de España vuelve a acompañar las acciones que se han de tomar sin dilación provoca un descontrol total?
¿Pueden los poderes fácticos como el gran capital, la iglesia, etc hacer que los ánimos se calmen?
En mi opinión las condiciones de la situación revolucionaria están dadas en Cataluña, no por razón de cambiar de sistema económico, sí de estatus legal de la región y es difícil prever cual será el devenir de los acontecimientos, aunque ello apene a más de uno.

Jorge Cruz, Barcelona

Anuncios

Comentarios

Trackbacks/Pingbacks

  1. Pingback: Nueva Moneda Catalana | CubaOut - 6 octubre 2017

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

José Raúl Capablanca, el cubano que fue campeón mundial de ajedrez y uno de los genios de este deporte

Blog Stats

  • 13,113,397 hits
A %d blogueros les gusta esto: