estas leyendo...
Internet, Telefonos, Herramientas

Internet: Trabajar en la nube ahora es el momento

La movilidad y la cantidad de dispositivos con que contamos en la actualidad hacen que las opciones para trabajar diretamente en Internet gane cada vez mas adeptos. Si queremos trabajar un documento de texto tipo Doc de Microsoft y en el dispositivo que tenemos en la mano no tiene el Office, entonces tenemos un problema. Esto ya no es así. Si entramos a Google Docs podemos abrir el documento alli, guardarlo en nuestras carpetas y luego abrirlo donde querramos. Tambien podemos enviar el documento a un amigo. Cuando abrimos este documento en formato Doc y lo modificamos y lo volvemo a guardar, o cuando escribimos un texto alli directamente, estamos trabajando en la nube que es como se conoce la nueva onda de no guardar las cosas en nuestro ordenador, ni siquiera tener programas especificos instalados.

El paso de personas y empresas a esta nueva forma de trabajo a encendido todas las alarmas de las empresas que hacen software de ofimatica. La guerra está en su momento caliente y para los navegantes se ofrecen entonces muchas posibilidades de aprovechar esta coyuntura para entrar en una forma de trabajo muy ventajosa. Este estudio de IT Expresso detalla lo que está pasando y que opciones tenemos para trabajar en la nube. Como persona individual existen muchas opciones gratuitas, como empresa tambien existen opciones muy econmicas.
Solita Matta Castro para cubaout.

La batalla por la ofimática en la nube
Los servicios ofimáticos ‘online’ son el nuevo maná para captar clientes cada vez más nómadas. Microsoft intenta no perder su hegemonía con Office 365 plantando cara a Google Apps.

Lo malo de ser una gran multinacional es que enemigos no te faltan. Y los frentes abiertos pueden llegar a ser infinitos. En un momento en que cada vez se alojan más servicios en la denominada ‘nube’, Microsoft está en pleno proceso de reinvención.

Su sistema operativo sigue siendo hegemónico, si bien, ve cómo plataformas nuevas como las tablets o los smartphones, que es donde más crece el mercado, optan por sistemas operativos alternativos como Android (desarrollado por Google en código abierto).

El gigante de Redmond parece estar desde comienzos de siglo a remolque de las iniciativas de sus competidoras. Así, ha sido testigo de cómo Apple, su principal rival en los inicios que quedó reducido a la mínima expresión en la segunda mitad de los años 80, renacía cual Ave Fénix 10 años después para convertirse hoy en la compañía más importante del mundo.

Los ’chicos’ de Google, por su parte, no han dejado de restar cuota de mercado a Microsoft con sus ‘impertinentes’ intromisiones en el coto tradicional de la compañía: navegador, sistema operativos y paquetes ofimáticos. En este último aspecto es donde se está librando una de las batallas más duras, la de convertirse en el rey de la ofimática online.

Quien da primero, da dos veces

BBVA, Roche, Leroy Merlin: Cada vez más empresas están dando el salto a este tipo de soluciones y están optando por Google Apps. Mientras tanto, Microsoft ya está moviendo ficha con su Office 365, el proyecto online de su célebre software ofimático.

Una campaña publicitaria agresiva sembrando dudas sobre la seguridad de Google Apps, así como ofertas atractivas para pymes y personalizadas para otro tipo de compañías son las propuestas para que Microsoft consiga ganar relevancia en este segmento, con unas expectativas de crecimiento muy altas.

Según el informe Índice Global Cloud realizado por Cisco habla de que la “rápida transición hacia servicios en la nube hará que más del 50% de todas las cargas de trabajo de los centros de datos sean procesadas en entornos ‘cloud’ en 2014”.

“Si bien se puede considerar a Google como la más pionera en llevar a la empresa los servicios online, tanto Microsoft como IBM disponen ya de muchos de sus productos en forma de suscripción.”, comenta Nadia Climent, de Nubalia, consultora especializada en diseñar estrategias ‘cloud’ para las compañías.

Un ahorro del 30%

Desde su refundación, la pionera IBM ha desarrollado servicios como sus suite ofimática en la nube IBM Docs, que en la actualidad tiene un potencial de productividad bastante alto, posibilitando la utilización simultánea y en tiempo real de procesador de textos, hoja de cálculo y herramienta de presentaciones. La multinacional Electrolux trabaja con IBM Docs.

Y es en el aspecto de la productividad donde más hincapié se hace de cara a que las compañías decidan migrar a la nube. “Existe un aumento en la capacidad competitiva, dado que con un coste asequible pueden automatizar muchas de las funciones que tienen en su negocio”, asegura Climent.

“El ahorro de tener una ofimática online con respecto a tenerla instalada debería suponer un ahorro superior al 30%”, añade la responsable de Nubalia. Mientras que Google Apps for Bussiness ofrece el servicio por usuario a 4 euros al mes, Office 365 tiene un precio inicial de 5,25 euros por usuario al mes (hasta 20,75 en las soluciones más desarrolladas).

Sin embargo, también existen variantes gratuitas. Sobre todo de Google, que con tan sólo una cuenta de usuario a su correo electrónico permite acceder a su Google Docs, con opción para crear un documento, una presentación, una hoja de cálculo o, incluso, un dibujo.

El verdadero enemigo

Aunque no cuentan con las medidas de seguridad ni con el abanico de servicios de las soluciones de pago, la ofimática ‘online’ gratuita gana cada vez más adeptos. Una de las primeras fue Zoho, una completa e interesante suite ofimática que terminó por ser fagocitada por Google Docs.

A menor escala, y dentro de los ‘otrora’ tan de moda sistemas operativos ‘online’ como EyeOS -creado por el joven emprendedor catalán Pau Garcia-Milà-, se encuentra también un paquete ofimático interesante.

Ubuntu, el sistema operativo de software libre de referencia en el planeta, lanzó hace un par de años su proyecto de alojamiento en la nube llamado Ubuntu One, perfectamente compatible con el sistema operativo alojado en una terminal. El paso lógico será que el proyecto Ubuntu desarrolle en un futuro no muy lejano, aplicaciones ofimáticas para Ubuntu One.

Y, por último, LibreOffice, la suite ofimática nacida hace tres años de la escisión de OpenOffice (la alternativa de software libre más seria al Office de Microsoft), está preparando el salto a la nube. Es posible que se tomen su tiempo, hasta estar seguros de que cuando ofrezcan este servicio puedan llegar a ser un enemigo real a la ofimática ‘online’ de pago.
Fuente: itespresso.es

Tambien puede que te interese este artículo que nos informa con mas detalle de 6 opciones actuales para trabajar la ofimatica online o en la nube.”Seis opciones para trabajar con la ofimática en la nube”.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: